Los precios relativos a cargos establecidos por el Gobierno como éste, es algo que nosotros no podemos controlar.