Las subastas del Servicio de Interrumpibilidad se realizarán anualmente por lo que dicho concepto tiene carácter permanente. Anteriormente este servicio no se subastaba y su coste se repercutía en otros conceptos de la factura. Al ser un cargo derivado de la normativa del Gobierno es de carácter obligatorio, ya que los clientes por ser usuarios de energía son responsables de todos los costes que se repercuten en su precio.